League of Legends

«Rogue, tú antes molabas más»

2020 ha sido el gran año de Rogue hasta el momento. La organización consiguió los mejores resultados de toda su historia tras finalizar la fase regular de la temporada de verano como líder y llegar por primera vez a Worlds. Sin embargo, a pesar de demostrar su valía, el equipo de la League of Legends European Championship (LEC) cayó a nivel internacional. Los rivales del resto del mundo le tomaron la medida y provocaron que el club volviera de China con un récord de 1-5 a sus espaldas. Por ello, si la entidad quiere aspirar a más en este 2021, necesita trazar un plan con el que a finales de año le puedan decir: «Rogue, tú antes molabas más».

Rogue, el equipo metódico de la LEC

Si Rogue estuviera en las pieles de Antón Álvarez, más conocido por todos como C. Tangana, ahora mismo se situaría en su fase de Crema. El conjunto europeo encontró en el pasado 2020 su estilo, algo que también le sucedió a El Madrileño en los inicios de su carrera artística. Crema sabía que vocalmente no era el cantante más virtuoso de todos, por lo que encontró en la ya conocida rima sofisticada una fórmula de éxito para hablar principalmente de amor y sus vivencias en la calle. Indirectamente, la entidad siguió sus pasos y, lejos de apostar por una revolución a nivel táctico dentro de League of Legends, se hizo con un estilo ya visto anteriormente. A sabiendas de que contaba con materia prima para llegar a lo más alto, lo pulió en hasta la casi perfección.

El plan de la organización europea consta principalmente de dos partes. La primera es dedicar los recursos de los minutos iniciales a Emil Larsson «Larssen», probablemente el jugador más virtuoso de todos. Una vez Kacper Słoma «Inspired» hace todo el trabajo pertinente para acomodar a su compañero sueco, el siguiente paso es trasladar las ventajas a Steven Liv «Hans Sama«. Para ello el club de la LEC no recurre al clásico movimiento de rotar de medio a la calle inferior para asediar al enemigo. La entidad, de un aire mucho más tranquilo, opta por enviar a su bot lane a la calle superior para hacerse con el Heraldo de la Grieta. Una vez obtenido, lo usa de tal manera con la que se asegura que el tirador francés recibe todas las placas de torre.

Con este método la escuadra se aseguraba una buena distribución del oro y, por lo tanto, llegar muy bien a las peleas grupales. No obstante, para ello también era necesaria la presencia de los tan necesarios actores secundarios. Mientras para muchos artistas su mejor escudero es un buen beat, Rogue encontró en las iniciaciones de Oskar Bodgan «Vander» una base sobre la que sostenerse. Sin embargo, no todo eran aspectos positivos. A Finn Wiestål «Finn» le costó mucho tomar la responsabilidad del lado débil dentro de la Grieta del Invocador, algo que al equipo le pesaba.

Los ingredientes para llevar a cabo el cambio

Odoamne se unirá a Rogue y será su top titular en la LEC de 2021
Odoamne | Foto vía Riot Games

Tanto las virtudes como los defectos sumaron y restaron para Rogue, pues al final su estilo de juego pasó a ser monótono. En cierta parte era justificable, pues gracias a él consiguió su mejor nivel. Aun así, no era suficiente para aspirar a más, especialmente sufrir derrotas «inimaginables» contra PSG Talon en el escenario internacional. No obstante, igual que Crema contó con la personalidad necesaria para darle un giro a su carrera, en el último mercado de fichajes la organización europea se ha hecho con las piezas necesarias para llevar a cabo el mismo proceso de cambios.

Aunque Andrei Pascu «Odoamne» no es un jugador con un perfil de carry como Finn, el rumano es mucho más completo en el resto de aspectos. Si bien es cierto que lejos queda su versión de 2016 en la que lideraba a H2K con Jayce, quien tuvo, retuvo. Más allá de su validez mecánica, su experiencia le permite entender como pocos su rol de lado débil. Al mismo tiempo, aunque su explosividad no sea la que esperamos de un top que lidera a su equipo, puede aprovechar las ventajas de oro que recibe. Principalmente con personajes como Renekton o Camille ya que con ellos puede sacar un buen partido a las teletransportaciones.

En cambio, Adrian Trybus «Trymbi» llegó a la calle inferior procedente de la academia de Rogue para sustituir a Vander. Aunque a nivel vocal no tiene tanta importancia como su antecesor -ni se espera que la tenga-, su carencia está cubierta por el propio Odoamne. Su excelencia a nivel mecánico hace que destaque en las escaramuzas, aspecto en el que controla las iniciaciones igual de bien que su compatriota. No obstante, a diferencia del actual apoyo de Misfits Gaming, también brilla a la hora de jugar campeones enfocados al disengage o las curaciones. En otras palabras: no se le caen los anillos por jugar personajes como Yuumi o Tahm Kench y es capaz de antener su impacto.

Y qué hacer con el futuro

Larssen | Foto vía Riot Games

A pesar de que Rogue cuenta con todos los elementos para mejorar su fórmula del éxito, la evolución depende exclusivamente de sus decisiones. Quizás la solución es hacer directamente una transición de medio a la calle inferior y evitar el cambio de líneas. A lo mejor el cambio pasa por quitarle recursos iniciales a Larssen o Hans Sama en favor de Inspired. Estas dos opciones son teorías que el propio equipo debe experimentar para subir otro escalón en cuanto a nivel se refiere.

Por el momento, en la primera semana de la LEC de 2021 hemos podido ver algunas pequeñas introducciones. Sin dejar de lado su metódica identidad, Rogue apostó por un 1-3-1 en su partido contra SK Gaming con Aatrox y Twisted Fate. En cambio, contra Fnatic le dio Renekton a Odoamne y lo acompañó del dúo Pantheon-Twisted Fate, con el que podía darle muchas garantías a su top a la hora de presionar las calles laterales en solitario.

Álvarez dejó atrás su conocido Crema para llamarse C. Tangana, con el que consolidó una temática musical centrada en la lujuria y la ostentación al ritmo del trap. De ahí el «molaba más cuando era Crema», pues muchos oyentes preferían el rap clásico antes que la nueva tendencia. Rogue necesita que le digan que antes «molaba más» ya que significa que ha evolucionado. Quién sabe si su revolución personal llega hasta el punto de tener una identidad tan excéntrica como la de Tangana con su actual homenaje constante al costumbrismo español.

Deja una respuesta