League of Legends

Odoamne y Xerxe pondrían rumbo a Excel Esports

Los dos jugadores rumanos se reunirían de nuevo en el conjunto británico

Excel Esports ha hecho oficial su voluntad de centrarse en las competiciones tier uno a partir de 2023 y para la League of Legends European Championship (LEC) ya habría encontrado sus primeros movimientos. Según han avanzado Alejandro Gomis «anonimotum» y Brieuc Seeger «LEC Wooloo«, Andrei Pascu «Odoamne» y Andrei Dragomir «Xerxe» ficharán por el conjunto británico para la próxima temporada. Actualmente Excel, que ha aumentado su presupuesto para su equipo de la LEC, estaría buscando incorporar algunos de los jugadores mejor valorados del mercado.

Según ha afirmado LEC Wooloo, hasta hace dos días el fichaje de Odoamne no estaba marcado en la agenda del periodo de traspasos. A priori Excel Esports quería mantener a Finn Wiestål en el equipo. Pero como le sucedió en 2022 con Mihael Mehle «Mikyx«, el club vio una oportunidad de mercado ante la posibilidad de fichar al top. Tal como el propio jugador ha revelado, a lo largo del año Rogue no le había ofrecido renovar ni siquiera después de ganar la LEC. Tal como avanzó anonimotum, KOI habría decidido contar con Mathias Jensen «Szygenda» de cara a 2023.

El último año de Odoamne y Xerxe ha sido completamente distinto. El top llegaría a Excel Esports como vigente campeón de la LEC tras conseguir su primer título continental después de casi una década de carrera. «Odo» se proclamó campeón de Europa con Rogue tras superar por 3-0 a G2 Esports y llegó a los cuartos de final de Worlds. En cambio, el jungla no ha conseguido llegar a playoffs en ninguna de ambas temporadas. El exjugador de Unicorns of Love arrancó la temporada en América del Norte con Immortals, pero a mitad de año volvió a Europa con Astralis, donde su nivel mejoró considerablemente.

En el caso de confirmarse los fichajes de Excel Esports, esta no sería la primera vez en la que Odoamne y Xerxe juegan juntos. Los dos jugadores rumanos ya coincidieron en 2018 en Splyce. Ambos tuvieron un gran arranque en la octava temporada tras quedar terceros en el Spring Split, pero en verano cayeron hasta la quinta posición. Un desafortunado 2-3 contra G2 Esports en el Torneo Regional impidió al dúo poder competir en aquellos Worlds donde Europa tuvo dos semifinalistas y un finalista.