CS:GO

Gambit Esports culmina la resurrección del CIS al ganar la IEM de Katowice

El conjunto ruso ha vencido en la gran final por 3-1

Katowice sabía a nostalgia. A pesar de que la Intel Extreme Masters (IEM) de 2020 ya se disputó a puerta cerrada, ver el Spodek Arena vacío todavía impacta. Con un formato totalmente online es difícil no añorar un público fiel, de esos que ponen la piel de gallina. Además, los dos protagonistas de la final también invitaban a abrir el melancólico cajón de los recuerdos. Tanto Gambit Esports como Virtus.pro habían vivido en sus propias pieles el hecho de pasar de la gloria de ser campeones de Majors a la desesperación constante que provoca la irrelevancia. Y aun así, a pesar de cargar con un importante componente irracional a sus espaldas, Counter-Strike volvió a deslumbrarnos, como siempre lo hace en las grandes citas. Finalmente Gambit ha recuperado el estatus de campeón tras ganar la final de la IEM de Katowice por 3-1.

Ambos equipos escenificaban la resurrección de la Comunidad de Estados Independientes (CIS), que meses atrás ya venía avisando la gran calidad que podía llegar a ofrecer. Gracias a sus representantes hemos visto en Katowice uno de los niveles de juego más altos hasta la fecha dentro de la forzada época online. Los dos finalistas no llegaron como favoritos al torneo, pero a medida que avanzaba la competición, sus pasos se agigantaron cada vez más. En los playoffs Gambit Esports tuvo que superar a sus compatriotas de Natus Vincere y Team Spirit para llegar a la final. En cambio, Virtus.pro fue el verdugo occidental, ya que eliminó a Astralis en los cuartos de final y a Team Liquid en las semifinales. La final era la guinda del pastel del CIS, pues tres de los cuatro mejores equipos de esta IEM le pertenecían.

El primer paso de YEKINDAR

Dejando de lado la resurrección del CIS, a nivel individual los focos estaban puestos en dos jugadores en concreto: Dmitry Sokolov «sh1ro» y Mareks Gaļinskis «YEKINDAR«. Ambos, de apenas 19 y 21 años, habían sido el epicentro de Gambit Esports y Virtus.pro respectivamente. Sh1ro llegaba con su AWP como la estrella de Gambit, hasta el punto de ser comparado con Aleksandr Kostyliev «s1mple» por su gran rendimiento. Por la otra parte YEKINDAR había sido uno de los grandes argumentos de Virtus dentro del servidor. Con un rating de 1,33 y un KPR de 0,86 antes de la gran final, duelo entre el ruso y el letón era uno de los grandes alicientes del partido.

YEKINDAR dio muestras de su calidad en el primer mapa. Gambit Esports priorizó Vertigo por encima de Mirage y el letón no dudó en ningún momento en presionar a sus rivales. La primera ronda estuvo igualada, una ida y vuelta constante, pero fue la calidad del entry la que hizo que su equipo se hiciera con el 1-0 en el marcador. Aunque la tónica de ambos equipos en el lado terrorista fue la de buscar plantar la bomba en A y apoyarse en muchos humos, el miembro de Virtus fue decisivo. 13 asesinatos iniciales hicieron que Gambit se encontrara normalmente en inferioridad numérica, siendo Vladislav Gorshkov «nafany» la víctima principal.

La réplica de Gambit Esports

Sin embargo, una vez la serie llegó a Dust2, mapa elegido por Virtus.pro, Gambit Esports dejó atrás la igualadad y se impuso dentro del servidor. Timofey Yakushin «interz» dio un paso adelante para adelantar a su equipo a base de muchos clutches decisivos que anularon la esperanza de sus rivales de acercarse en el marcador de rondas. Por mucho que Dzhami Ali «Jame» intentara ser cauteloso con el AWP, pues eran sus compañeros quienes asumían los riesgos, Gambit e interz solventaron todas las inferioridades numéricas en Dust.

La historia se repitió en Train, escogido por Gambit Esports. Aquí el protagonista no fue interz. Tampoco sh1ro, que a pesar de ser escogido como MVP de la competición, en comparación al resto del torneo estaba teniendo un rendimiento discreto en la final. No obstante, fue Abay Khassenov «Hobbit» quien dominó. Hobbit, rookie del Gambit que ganó la PGL de Cracovia de 2017, ejerció de veterano y firmó su mejor mapa en esta IEM de Katowice. Con 25 bajas y 10 asesinatos a sus espaldas, el kazajo dominó, fue paciente en todo momento y jugó a ser el más listo de la clase. Por mucho que YEKINDAR consiguiera aniquilar a todos sus rivales con la FAMAS, Virtus.pro no pudo hacer frente al poderío de sus rivales como Terroristas. Tampoco pudo reponerse en el cambio de lado con el 11/4 en el marcador.

El encuentro llegó a su fin en Overpass. Los cuatro asesinatos de nafany en la decimoprimera ronda eran una representación de la superioridad y el acierto de Gambit Esports en la primera mitad. Aun así, los nervios hicieron ceder un a los anteriores Youngsters, que tenían la victoria a su alcance. Gambit llegó hasta el punto de ir 15-12 y los fantasmas del quinto mapa empezaron a atormentar. No obstante, gracias a un buen push final tras una baja de Hobbit, Gambit consiguió el 3-1 y se proclamó campeón de la IEM de Katowice. Poco pudo evitar Sanjar Kuliev «SANJI» a la desesperada. Cuatro años después, la organización ha vuelto a tener un trofeo importante en sus vitrinas.

Publicaciones relacionadas

Puede interesarte
Cerrar
Botón volver arriba
ESTAMOS EN DIRECTO
ESTAMOS OFFLINE